La TalachaOpinión

«El que a redes mata, a redes muere»

La Talacha

Por Francisco Cuéllar Cardona

«El que a redes mata, a redes muere»

La frase la hizo famosa hace algunas semanas el hermano de Jaime Rodríguez Calderón, El Bronco, durante una entrevista en la que precisamente habla de las mentiras del Gobernador de Nuevo León y de cómo utilizó tramposamente las redes sociales para llegar al poder.

Muchos políticos en México y en el mundo, se han aprovechado de las diferentes plataformas en las redes sociales para engañar y mentir.

En Estados Unidos, Barack Obama con su famosa canción «We Want» la hizo su himno de campaña y ganó la presidencia de su país; y aunque terminó bien su gobierno, quedó demostrado que las redes sociales ayudan a ganar el poder cuando se usan para bien.

Donald Trump gobierna a Estados Unidos y mantiene al mundo expectante a través de su cuenta de Twitter.

En México, Andrés Manuel López Obrador ha dicho «benditas redes sociales. Gracias a ellas, ganamos la Presidencia».

En Tamaulipas, la alternancia partidista se dio de la mano de las redes. El Gobernador Cabeza de Vaca, instrumentó una política de comunicación masiva a través de las redes y logró sacar al PRI del poder. Pero en Nuevo León, el caso es particularmente especial.

En el 2015, El Bronco, rompió el monopolio de los medios y a partir de un ejército llamado «broncobots» generó una percepción de cambio y de simpatías que lo hizo ganar la primer gubernatura independiente del país. Ganó las simpatías de todos, pero no tardó un año en que todos se dijeran engañados por él.

La redes sociales, han sido para muchos políticos, el instrumento aliado para conseguir objetivos que parecían imposibles; pero también han sido «las redes» las que que le han pasado la factura a farsantes y vivales de la política, como es el caso del Bronco, que hoy, las mismas redes lo arrastran, lo denigran y lo linchan. De ahí que su hermano, de quienes muchos, dicen que es igual o peor que él, le ha dicho al gobernador nuevoleonés, que: «el que a redes mata, a redes muere», en alusión a que fueron las redes los que lo hicieron llegar, y son estas, los que lo están matando políticamente.

Este miércoles se hizo viral en las redes sociales el #FufitoChallenge iniciado por el ex candidato a la alcaldía de Monterrey, Pedro Alejo Rodríguez, mejor conocido como «Fufito» en donde en un lenguaje bastante agresivo le hacen llegar «saludos maternales» y reproches al Bronco por haber traicionado la confianza de quienes creyeron en sus palabras y en sus discursos. Así como «Fufito», miles de regios hicieron eco y le tupieron duro y macizo a Jaime Rodríguez Calderón.

El lenguaje utilizado en esta campaña «antibronco» para algunos, no deja de ser violenta, pero otros afirman justificadamente que Rodríguez Calderón a través de sus ocurrencias e impertinencias ha sido más violento con sus gobernados.

También ha usado la violencia verbal para maltratar a quien no piensa igual que él. El reciente incidente en donde llamó «flojos» a los habitantes del sur del país; su desprecio contra las mujeres, los discapacitados, la prensa, y muchos sectores de la población que ha sido agraviada por sus expresiones, son algunos ejemplos que justifican las mentadas de madre en las redes al Bronco.

Este ejemplo de cómo las redes sociales te encumbran o te hunden, y que ponen al gobernador de Nuevo León como muestra, debe servir de lección para muchos que llegaron a posiciones de poder impulsados por las redes.

El destino del Bronco aún es incierto. Hoy su popularidad y las encuestas lo colocan como el peor gobernador del país, y apenas va en su tercer año de gobierno. La figura «Independiente» la puso de moda y él mismo la ha matado.

Hoy, cuando se habla de «candidato independiente» se piensa en el Bronco y nadie quiere ser como él. Le faltan casi tres años para terminar y su final nadie se atreve a afirmar, ni a pronosticar cómo será. Algunos, vaticinan que no llegará al fin de su gobierno, porque las redes sociales que lo llevaron a la fama y al poder, todavía tienen mucho que decir de él y su administración.

Su ejército de «broncobots» está reducido a nada y su página cada vez pierde más seguidores.

Las redes sociales, ¡cuidado!, son una arma de doble filo: así como te encumbran, te tiran al suelo y te aplastan.

Que se vean en ese espejo, los que hoy gobiernan desde las nubes y se sienten intocables.

Andrés Manuel López Obrador, Trump…y tantos políticos que andan por ahí sintiéndose bordados a mano, deben tener presente que las redes, también matan, políticamente.

 

Comment here

A %d blogueros les gusta esto: