Un AMLO políticamente correcto

thumbnail_1.-COLUMNISTAS.jpg?fit=1200%2C795&ssl=1

La Talacha

Por Francisco Cuellar Cardona

Desde dentro del Estado, como de fuera, hubo mucha expectación sobre la visita que hizo este fin de semana el presidente López Obrador a Tamaulipas. El tema de la violencia desatada en los últimos días en las ciudades de la frontera, la poca atención que le estaba poniendo la federación a este asunto, y que incluso obligó al gobernador Cabeza de Vaca enviar una carta al presidente para que le pusiera atención al Estado; la misma agenda presidencial que incluía a Hidalgo, San Carlos y Soto la Marina como puntos a visitar y otros casos, generaron ruido y hasta algo de morbo en algunos actores políticos.

¿Y qué pasó?…Nada.

El presidente López Obrador y el gobernador se echaron un caldito de res en Las Viandas y luego se fueron al pueblo mágico de Tula, en donde el mandatario del país les recetó a los asistentes el rollo de lo que es la Cuarta Transformación. Les habló del sistema neoliberal priísta-panista que inundó de corrupción al país por más de tres décadas, y les dio clases de historia para que entiendan que este país, desde su óptica, ya cambió. Aseguró que los programas sociales ahora sí están llegando a quienes los necesitan y que así será a partir de ahora.

Cuando el gobernador Cabeza de Vaca, se refirió a la inseguridad que ya desminuyó en las carreteras y que ahora sí se puede viajar en paz, el presidente le dio la razón y avaló que los índices delictivos en Tamaulipas van a la baja y que las cosas están cambiando.

“Aquí, en efecto, se ha avanzado en Tamaulipas en esta materia, estoy de acuerdo con lo que expresó el gobernador. Es notorio que ha bajado la incidencia delictiva en Tamaulipas, falta todavía, como el mismo gobernador lo ha mencionado”.

Cuando el presidente habló de la violencia en Nuevo Laredo así lo dijo:

“Tenemos un desafío de un grupo de delincuentes que amenazaron a los distribuidores de gasolina para que no vendan gasolina al Ejército. Están mal; así no es la cosa”.

Y como si se tratara de muchachos malcriados y desorientados de la secundaria o la preparatoria les pidió que se portaran bien:

-«Recapaciten, piensen en sus familias, piensen en sus madres, en sus mamacitas, saben cuánto sufren las mamás por el amor sublime que se le tiene a los hijos; ellos tienen que pensar en eso”.

En Hidalgo, San Carlos y Soto la Marina, López Obrador, fue políticamente correcto. No se salió del guión, ni se distrajo de su tema: recitó lo mismo que ha venido diciendo a lo largo y ancho del país sobre los beneficios que traerá al país su Cuarta Transformación.

En Soto la Marina, cuando un grupo intentó romper la armonía de la visita a Tamaulipas les dijo:

-Bájenle, se parecen ustedes a mis paisanos; se calientan muy rápido». Ahí mismo le volvió enviar un mensaje despectivo a los delincuentes:

-«Ya, al carajo la delincuencia: fuchi, guácala. Fuchi, es como la corrupción».

Así fue el paso de Andrés Manuel por Tamaulipas. Sin sobresaltos, sin roces y sin confrontaciones, como algunos pensaban. Al último, se tuvo un final de fotografía: el gobernador y el presidente caminaron abrazados y acordaron trabajar juntos y en unidad, «porque la patria es primero». Que así sea.

Talachazos

APLAUSOS PARA IMSS-BIENESTAR.-Al que le fue muy bien en la visita que hizo el presidente Andrés Manuel López Obrador fue al mantense José Espronceda, Director del Programa IMSS-Bienestar en Tamaulipas y para quien el mandatario tuvo elogios por el trabajo que se está haciendo en las clínicas de Tula, Hidalgo, San Carlos y Soto la Marina. Durante su estancia en las clínicas, el Presidente pudo observar los avances del programa, la atención a los pacientes, las condiciones en la infraestructura y el abasto de medicamentos, incluso, por esos logros, anunció una inversión de más de 40 mil millones de pesos para fortalecer el sector en todo el país.

El trabajo de Espronceda que esta vez le valió un reconocimiento por el propio presidente, ya se le ha habían hecho al interior del IMSS desde años atrás, y hoy se ve coronado con el aplauso del mandatario. Bien por él, pero más por los derechohabientes que necesitan en mucho el servicio médico de IMSS-Bienestar.

 

Francisco Cuellar Cardona


Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *


SOBRE NOSOTROS

Las Mejores Noticias al momento, síguenos en nuestras redes sociales


CONTÁCTANOS




ÚLTIMAS PUBLICACIONES


Free Download WordPress Themes
Premium WordPress Themes Download
Free Download WordPress Themes
Download Premium WordPress Themes Free
download udemy paid course for free