La TalachaOpinión

La derrota a la «Tribu originaria»

La Talacha

Por Francisco Cuéllar Cardona

La derrota a la «Tribu originaria»

La anulación de la elección interna de Morena por parte del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, es un golpe duro y a la cabeza a la “tribu originaria”, a los morenistas que se partieron el alma al lado de Andrés Manuel López Obrador desde hace muchos años, y que les costó sangre, sudor y lágrimas construir un movimiento que los llevó a ganar la Presidencia de la República.

¿Y quiénes encabezan esa corriente o tribu?:

Bertha Luján, Héctor Díaz Polanco y Gabriel García, este último es el oordinador en jefe de todos los polémicos y cuestionados “superdelegados” en el país; los mismos que fueron pilares en el armado de las asambleas distritales, donde los “servidores de la nación” fueron utilizados para empujar el proyecto y candidatura de Bertha Luján.

Además de ellos tres, hay muchas figuras de la “tribu originaria” que trabajan para quitarle el control del partido a Yeidckol Polevsnki, además de cerrarle el paso a los neomorenistas llegados del PRI, PAN, PRD y otras organizaciones luego que se ganó la Presidencia de la República y que son acusados de “oportunistas y gandallas”, que quieren quedarse con el partido que no les costó construir, dicen los lujanistas.

Luján y compañía, desde el Consejo Nacional de Morena, luego que vieron la avalancha de neomilitantes decidieron cerrar el padrón y las afiliaciones, pues vieron, justo lo que hoy está pasando, que otros buscarían arrebatarles el partido del Presidente.

Se dicen ser los auténticos morenistas y por eso se sienten con el derecho de quedarse con el partido, “somos de pura cepa, los que saben, entienden y comprenden al Presidente López Obrador». Y en ese afán “purista y excluyente” han decidido pelear con uñas y con dientes lo que ellos creen que les pertenece, incluso pasando por encima de los deseos, recomendaciones y órdenes del Presidente.

¿Qué va a pasar ahora?, ¿y qué sucederá si los de la “tribu originaria” o los neomorenistas y “oportunistas” no se ponen de acuerdo?.

Los que están adentro del partido y en el gabinete de la 4T, vaticinan que si no hay arreglo, Morena puede llegar al 2021 en medio de los pleitos que ahora vive y que será presa electoral de los demás partidos. También, creen que el Presidente puede cumplir su amenaza de irse de Morena y llevarse hasta el nombre.

Así como está Morena, con todas las pugnas y conflictos, no le sirve a López Obrador, porque solo son problemas. AMLO anda en la nube, hinchado de poder y popularidad que no necesita a los partidos para conseguir lo que quiere; ni Morena le es indispensable en estos momentos.

La ambición de las tribus y corrientes los puede llevar a perder todo lo que ganaron en muy poco tiempo, y Morena será una quimera, una falsa ilusión que llegó a Mexico después de un hartazgo social provocado por la corrupción, la impunidad y la violencia.

Talachazos

EL OTRO DERROTADO con el golpe del Tribunal Electoral a la «Tribu Originaria», es José Ramón Gómez Leal «JR», quien operó en Tamaulipas desde sus oficinas y utilizó todos los programas sociales y los «servidores de la nación» para afianzar y respaldar la candidatura de Bertha Luján, porque así se lo ordenó su jefe Gabriel García.

Lo hizo a cambio de que esta «Tribu» los impulsara a llegar, primero a una diputación federal y después a la gubernatura bajo las siglas de Morena. Su falta de honestidad política y su ambición lo llevó a ser denunciado ante la Secretaría de la Función Pública, junto con otros 11 «superdelegados» que fueron sorprendidos por el mismo presidente desviado recursos públicos para la causa de Bertha Luján. JR, es otro gran perdedor en esta reyerta morenista.

 

 

Comment here

A %d blogueros les gusta esto: