La TalachaOpinión

Lo bueno, lo malo y lo peor del 2020

LA TALACHA

Por Francisco Cuellar Cardona

Los bueno, lo malo, y lo peor del 2020

Para los analistas, este 2020 que inicia, será un año complejo en el tema de la seguridad. La violencia, según pronostican, seguirá a la alza, o por lo menos mantendrá sus niveles críticos del 2019, que no deja de ser preocupante. Y pues ya lo vimos en Tamaulipas en donde los enfrentamientos entre las bandas del crimen y los ataques a la población tuvieron sus primeros registros negativos.

Ya el gobernador tamaulipeco Cabeza de Vaca anunció una inversión de 4 mil millones de pesos para adquirir equipo para enfrentar a la delincuencia, entre ellos algunos helicópteros. Los pronósticos, según estiman los reportes oficiales es que la violencia seguirá calando hondo en perjuicio de la ciudadanía. Las noticias en ese tema, no son nada halagadoras que preocupan y entristecen a todos.

En el renglón económico, parece que hay visos de mejoría a pesar de que el 2019 fue fatídico para el país con cero crecimiento y con inversiones nulas en la mayor parte de la República por culpa de la violencia y la incertidumbre provocada por las medidas adoptadas por el gobierno de la Cuarta Transformación.

Esta vez, sin embargo, los indicadores pintan bien, aunque habría que esperar que se reflejen hasta el segundo semestre del año. La inversión pública, sobre todo en materia de infraestructura que supera los 800 mil millones de pesos, si se aplica como se anunció, puede haber un respiro en las finanzas de los gobiernos y las familias.

En el tema político, parece ser que las cosas no van a cambiar tampoco, y las confrontaciones entre el gobierno federal y la oposición hacen pensar que van a continuar o a endurecerse. Se estima que la fuerza política del Presidente López Obrador se mantenga y su discurso bélico contra sus adversarios va seguir subiendo de todo, porque así le ha funcionado en sus primeros doce meses de gobierno y no piensa cambiarlo.

En lo político por lo tanto, no se cree que haya una sana convivencia entre los actores nacionales. Morena, continuará su episodio de pleitos, y como partido, seguirá siendo una incógnita. Hay quienes aseguran que el 2020, será el año de la ruptura total del presidente con Morena, luego que las tribus y grupos originarios siguen aferrándose a la cerrazón y al escarnio.

En la agenda de la Conferencia de Gobernadores (CONAGO) está como prioridad, la exigencia a La Federación del reparto justo de los recursos, incluso, hablan del endurecimiento del discurso y las posturas que amenazan con la salida de algunos Estados de salirse del Pacto Federal, entre ellos está Tamaulipas, Chihuahua, Nuevo León y Jalisco.

El PAN y el PRI como partidos, están dispuestos a romper la civilidad con el gobierno si esta mantiene su cerrazón y autoritarismo en las dos Cámaras.

2020 será un año de confrontación política total, y aunque no habrá elecciones de trascendencia, sí se estarán gestando los grandes acuerdos y alianzas con miras al 2021, en donde estará en juego la permanencia de la 4T en el poder.

En suma, este nuevo año, solo en lo económico huele bien, porque en el tema de la política y la violencia, se espera lo peor, dicen y opinan los que saben.

Comment here

A %d blogueros les gusta esto: