Entrevista

Las amigas curan: «Lady´s Forever» 

Claudia Cervantes, Coordinadora de la agrupación «Lady´s Forever» habla de las mujeres, de sus problemas, y como lo están enfrentando a partir del trabajo comunitario y solidario que los gobiernos no hacen.

Por Rosa María Rodríguez Quintanilla

«Si te pegan, vete, porque después del primero, vienen más y puedes acabar muerta», es el consejo y recomendación número uno que Claudia Cervantes le hace a cada una de las diez mil mujeres que forman parte de la agrupación «Lady´s Forever» que nació para defender y proteger a las mujeres de Nuevo León, donde la autoridad hace poco o casi nada por nosotros, dice.

«Las amigas curan y eso es Lady´s Forever: en nuestro grupo somos más de diez mil mujeres que siempre estamos dispuestas a escuchar las 24 horas del día, los 7 de la semana, los 12 meses del año; aquí hay siempre una mujer que pueda escuchar a otra, que la pueda apoyar, que la puede sostener y que le puede dar el mejor consejo». 

Claudia Cervantes, quien coordina esta agrupación que nació en Guadalupe y ahora ya tiene una red de ayuda en casi toda la entidad cuenta que esto nació cuando rescató a una amiga que estaba al borde del suicidio; este problema es muy delicado: «en «Lady´s Forever» hemos tenido 11  incursiones en temas de suicidio y todas han sido exitosas. Tenemos a veces llamado a las 2 o 3 de la mañana, de mujeres con depresión que nos necesita y vamos. Siempre hay alguien que llega primero que yo, porque  lo único que a veces necesitamos es un abrazo, un yo estoy contigo, yo sí te creo. No estás sola».

Dice que en «Lady´s Forever» está prohibido el «bullying», y la regla es que una mujer no ataca a otra mujer. Aquí se apoya jurídicamente, psicológicamente, laboralmente y se promueve la solidaridad entre todas. 

Esta convencida que todas las mujeres deben tener un equilibrio económico, emocional y financiero. Lamenta que no haya políticas públicas para ayudar verdaderamente a las mujeres, «éstas están solo en el discurso».

Asegura que la violencia contra las mujeres ha crecido exponencialmente en Nuevo León durante la pandemia y eso nos ha obligado a organizarnos, crecer más y apoyarnos.

-¿Cuál es el perfil de las mujeres  que integran «Ladys forever». Son profesionistas, amas de casa o es abierta para todas las mujeres que lo requieren?

-«Es totalmente abierta. Tenemos mujeres de 18 hasta los 70 años; todas necesitamos ayuda a veces lo que no se yo de vieja, viene una joven y me lo enseña».

-¿Cómo es que nacen.. qué fue lo que motivó el surgimiento de esta agrupación 

-«Ayudando a una amiga. Tenía yo una amiga. Ella estaba al borde del suicidio y Ladys Forever fue para mi la respuesta para que ella saliera de esta situación. En el tiempo que tenemos, hemos tenido 11 incursiones en temas de suicidio y todas han sido exitosas. Tenemos a veces llamado a las 2 o 3 de la mañana. Una mujer en depresión nos necesita y siempre vamos a estar ahí; siempre hay alguien que llega primero que yo; a veces lo único que veces necesitamos es un abrazo, un yo estoy contigo, yo si te creo. No estás sola».

-¿Desde «Ladys Forever» haz observado si se ha incrementado la violencia contra las mujeres sobre todos en estos tiempos  de confinamiento por la emergencia sanitaria? 

-«Definitivamente ha crecido exponencialmente en este tiempo de pandemia. El encierro, el desgaste psicológico ha llevado a la destrucción emocional; aquí es cuando más tenemos que estar presentes apoyándonos entre amigas».

-¿Comparado con otras entidades del país, como está NL en este tema?. 

-«Creo que en el norte las mujeres somos mas luchonas, más entronas, mas leales; pero también el machismo es muy fuerte y los hombres tienden a ser más violentos. Lamentablemente las autoridades no están en su papel defendiendo aquellas personas vulnerables porque les falta sensibilizarse en este tema que muchas veces es emocional. 

«Yo tengo un pensamiento, que todas las mujeres somos como supermán, y que el daño en las emociones es la kriptonita que nos hace pequeñas. El problema es que nos lo empiezan a dar desde niñas, dañando nuestra niña interior. Entonces si las personas que están dando la atención en los sistemas judiciales, no están sensibilizadas de que el problema mayor es la emoción, el dolor que traes. A fuerza quieren ver golpes, o verte casi muerta para decir que estas sufriendo violencia, cuando te están matando por dentro».

-¿Cómo han resuelto las  necesidades de las mujeres, si consideramos que se disminuyó el presupuesto para estancias infantiles y para refugios de  protección a mujeres víctimas de violencia?.

-«Mira, en nuestro caso particular y estoy super orgullosa de mis Ladies, porque siempre hay una lady que ofrece su hogar a otra que esta siendo víctima de violencia. Entre nosotras nos ayudamos; siempre hay una que le dice vente a mi casa, yo te cuido. Y nos cuidamos entre nosotras. También tenemos un programa  que se llama “Aprender y emprender” en en cual enseñamos a las mujeres a tener un sustento desde casa para poder tener a sus hijos cerca, mientras generas un ingreso. Además, vemos en las colonias cercanas y buscamos que una Lady se quede en casa, y cuide a los hijos de dos o tres para que ellas puedan salir a trabajar; estoy muy orgullosa de ellas, porque hemos estado unidas, hemos sacado la casta a pesar de que no tenemos el apoyo de nadie, porque lo hacemos todas con nuestros propios recursos, todas con nuestros medios, todas invertimos tiempo, dinero y esfuerzo porque aquí nada es remunerado. Solo lo hacemos con el afán de ayudarnos entre nosotras».

-Nuevo León es un estado líder en economía, en industria, en inversiones…en oportunidades para mujeres ¿como andamos? 

-«Vamos a echarle la culpa a la pandemia. Nosotras en el grupo hemos notado que no hay oportunidades. Tenemos licenciadas, ingenieras que están haciendo labores administrativas, de secretariado o a veces hasta limpiando casas, porque la verdad, la oferta de trabajo es mínima en este momento en el estado de Nuevo León.

-¿No hay apoyos para las mujeres en los programas de gobierno? 

Lo que si ha llegado son los créditos a la palabra, esos créditos de 25 mil pesos. Sé que han llegado porque muchas de ellas lo han aprovechado y también me entero porque en las mismas clases que nosotras les damos, ese dinero lo han aprovechado y han crecido su empresa, pero por lo demás no he visto ningún otro apoyo para mujeres. La verdad es que si los hay, se desconocen.

-¿Solo en el discurso… ?

-«Están solamente en el discurso».

-¿Desde tu punto de vista, cual es la deuda que se tiene con las mujeres por parte de los gobiernos…?

Creo que a los gobiernos les tiene que quedar claro que la semilla principal de la sociedad es la familia y el pilar de la familia es la madre, esa madre que te lo vuelvo a repetir, tenemos que cuidar psicológica, emocional y financieramente para que pueda cuidar a sus hijos, que esos hijos no sean los que van a la calle a buscar lo que lamentablemente no tienen en su casa y caen en las drogas y esos niños que salieron son los delincuentes del mañana; son los sociópatas o psicópatas que no tienen conciencia porque no tienen el calor en el hogar, porque esa mamá está tan desesperada, tan dañada por todos los golpes de la vida. Entonces habiendo tantas cosas que el gobierno puede hacer como ayuda psicológica, ayuda legal, programas de emprendimiento, clases para que esa mamá pueda cuidar a sus hijos desde su casa y los niños sientan ese calor de hogar. Para crecer como sociedad, creo que es un gran plan de ayuda que pudiera funcionar a corto, mediano y largo plazo».

-Estamos conmemorando en estas fechas el Día Internacional de la Mujer, ¿cual sería tu mensaje? 

-«Yo estoy convencida que las leyes tienen que cambiar. Yo te vuelvo a decir: no es posible que en el Código de Procedimientos Penales diga que la violencia tiene que ser reiterada, porque a mi parecer al primer golpe te tienes que ir, o sea no debe haber dos; cómo es posible que la ley diga que debe haber muchos golpes para que sea violencia familiar. Desde ahí, en el nuevo Sistema Penal Acusatorio, en el cual se pierde la flagrancia en unas pocas horas, también está dañando infinitivamente el tema de las mujeres y las reglas para que sea considerado el feminicidio se me hacen ridículas. Hay que cambiar la ley».

-¿Consideras que es necesaria una reforma, cual sería exactamente?.  

-«Siento que está mal planteado. Es el artículo 254 bis del Código de Procedimientos Penales, creo que la violencia no debe ser reiterada para ser considerada violencia familiar. Mi lema es, si te pega, vete. Después del primero vienen más y puedes terminar muerta».

-Cuál sería tu mensaje final, partiendo de tu experiencia con Ladys Forever?.

-«Yo quiero hacer un llamado a las mujeres, si salieron de un problema familiar, de depresión, de un episodio de suicidio, y quieres ayudar, ven, ayúdanos. Vamos a dar toda la experiencia que tenemos. Tenemos que compartir lo que hemos vivido con otras mujeres para que las demás salgan. Te invito a que seas parte. Si quieres ser ayudada, eres bienvenida y si quieres ayudar también eres bienvenida. Necesitamos entre nosotras curarnos. Nadie va a venir hacer la tarea, si no la hacemos nosotras. Las amigas curan y tenemos que estar unidas: eslabón por eslabón. Solamente entre nosotras podemos generar un cambio, no esperemos a que haya un muerta más».

 

Comment here