Al DíaTamaulipas

Despide Xico a empleadas acosadas por ex Jefe de Tránsito

Por Arturo Rosas H.

CIUDAD VICTORIA,TAM.| En el Día Internacional de la Mujer y en la primer paro nacional “Un Día sin Mujeres” o “El 9M”, la Contraloría del Ayuntamiento en Victoria, ‘archivó’ la denuncia administrativa por hostigamiento y acoso sexual, en agravio de 8 empleadas de la Dirección de Tránsito y Seguridad Pública de las cuales, cuatro ya fueron despedidas como un acto de represalia por haber denunciado al capitán Jesús Rafael Mouret López.

Incluso la misma Fiscalía General de Justicia en Tamaulipas, ‘armó’ una carpeta de investigación en donde el ex director de Tránsito pudiera tener ‘salidas’ jurídicas para librar los delitos de violencia, acoso sexual y hostigamiento contra nueve empleadas de las cuales ocho decidieron denunciar ante varias instancias.

Lo anterior, lo exponen tres de las mujeres que fueron despedidas por el Presidente Municipal del PAN Xicoténcatl González Uresti y como uno de los elementos de prueba, presentaron las denuncias ante la contraloría y las quejas que recibieron en la Comisión estatal de los Derechos Humanos.

En uno de los días históricos para la mujer, el Ayuntamiento del PAN en Ciudad Victoria, ha recibido hasta el 29 de octubre del 2019 veintiún denuncias y quejas contra los altos mandos de Tránsito Municipal.
“Todas las denuncias y quejas que hemos presentado, no tienen ningún avance en materia administrativa, ni jurídica, es una pinche cadena complicidad en el Gobierno de Xicoténcatl González. Solo permite que violen a las mujeres y las hostiguen”.

Una de las afectadas que ya fue despedida por el Ayuntamiento de Ciudad Victoria, revela que hay al menos 8 denuncias en la Contraloría Municipal, 7 en la Comisión de los Derechos Humanos del Estado de Tamaulipas y al menos tres en la Fiscalía General y en el Instituto de Mujeres de Tamaulipas.

“Nadie nos ha podido responder, atender y por el contrario, cuando pusimos la denuncia -25 de octubre 2019- todo se fue preparando para cuidar a Mourent y despedirnos a nosotras”.

Una de ellas recuerda que ese día, cerca de las cinco de la tarde, fueron llamadas a la oficina del Alcalde Xicoténcatl González Uresti y les aseguró que no abría represalias y dejó entrever que ya no siguieran con las denuncias.

Para los meses de diciembre y enero, el grupo de mujeres que denunció el acoso sexual más escándaloso en la historia de un Ayuntamiento, fueron despedidas y algunas liquidadas con 500 pesos.

Comment here

A %d blogueros les gusta esto: